LA SECRETARÍA DE SALUD HACE UN LLAMADO A PREVENIR LA TUBERCULOSIS

  • Por cada paciente adulto o adolescente que no se trate la tuberculosis, pueden estar 10 personas más contagiadas
  • En 2021 el Hospital Infantil diagnosticó 29 casos pediátricos de tuberculosis, en 19 niñas y 10 niños; hasta este momento (2022) se tienen reportados 10 casos detectados, en cinco niños y cinco niñas

Hermosillo, Sonora.- La Secretaría de Salud (SSA) llamó a estar atentos a signos y síntomas de la tuberculosis, enfermedad infecto-contagiosa que pueden padecer niños, adolescentes y adultos.

La doctora María de los Ángeles Durazo Arvizu, pediatra adscrita al servicio de Infectología del Hospital Infantil del Estado (HIES), explicó que la vacuna contra esta enfermedad se aplica después del nacimiento, biológico que previene las formas diseminadas de la tuberculosis, es decir, la tuberculosis meníngea y la tuberculosis miliar.

De acuerdo a la especialista, la entrada del bacilo de la tuberculosis es por vía respiratoria, por ende, su afectación principal es a nivel respiratorio, con problemas pulmonares; por ello, detectar signos y síntomas debe alertar a la familia y acudir a realizarse los estudios necesarios.

“Los pacientes menores presentan tos con más de 15 días de evolución, son niños con pérdida de peso o que no hayan subido de peso, no tienen ganas de hacer las cosas, no tienen fuerzas, son niños que padecen neumonía, la cual no se comporta como una neumonía común, y entonces hay que pensar que pueda ser otra patología, y es cuando se comienza con la búsqueda de esta enfermedad”, manifestó.

La doctora Durazo puntualizó que, en caso de que un menor dé positivo a tuberculosis después de las pruebas correspondientes, de inmediato se busca al adulto o adolescente que pudiera estar infectado y que no se ha dado cuenta, pues los niños no contagian la enfermedad debido a que no expulsan el bacilo de la tuberculosis.

El tratamiento, explicó, consta de dos fases con una duración que puede ir los seis a los 12 meses, ya que depende del sitio de infección; con este tratamiento los pacientes pueden recuperar su salud, pero es importante que no se suspenda el tratamiento para que éste funcione en el tiempo debido y no se prolongue.

La doctora Durazo enfatizó que el HIES inicia con el tratamiento para aquellos pacientes pediátricos que no cuentan con derechohabiencia, mientras que en los Centros de Salud de la SSA otorga el tratamiento para la tuberculosis de manera gratuita, así como el seguimiento de la enfermedad, por lo que, ante cualquier signo y síntoma de la enfermedad, se debe acudir de inmediato a recibir atención oportuna.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

A %d blogueros les gusta esto: