AMLO VA POR NUEVA REFORMA A SALARIOS DE FUNCIONARIOS; APLICARÁN MÁS AUSTERIDAD

Cd. de México (agencias).- El Presidente Andrés Manuel López Obrador informó este miércoles que antes de que concluya su sexenio enviará al Congreso de la Unión una nueva reforma a la Constitución sobre la Ley Federal de Remuneraciones de los Servidores Públicos para que se apliquen salarios por debajo del sueldo que percibe él, como jefe del Poder Ejecutivo.

En conferencia de prensa desde Palacio Nacional, el mandatario federal dijo que esperará a que los legisladores desahoguen dos reformas pendientes, la electoral y la del paso de la Guardia Nacional (GN) a la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena).

“Vamos a buscar la forma de presentar una iniciativa de reforma a la ley y si procede una reforma a la Constitución para dejarlo más claro y que no se preste a las interpretaciones que hicieron en el Poder Judicial de manera leguleya, los altos servidores públicos quienes fueron los que promovieron los amparos”, dijo.

“En su momento lo vamos a plantear para que no quedemos nosotros como encubridores, si en el Poder Legislativo no se aprueba ya es otra cosa, pero lo voy a hacer, nada más que en su momento, antes de que se termine el gobierno porque ahora tenemos tres iniciativas pendientes, una que tiene que ver con lo electoral, que nos importa muchísimo, otra que tiene que ver con el que la Guardia Nacional pase a formar parte de la Defensa, y la otra es sobre el horario de verano”, explicó.

El lunes, Ricardo Sheffield, procurador federal del Consumidor, reveló que altos funcionarios públicos perciben un sueldo por encima del de López Obrador, que ronda los 136 mil pesos mensuales, y que todos los miembros de su gabinete están obligados a respetar como tope.

Victoria Rodríguez Ceja, gobernadora del Banco de México (Banxico); Graciela Márquez Colín, directora del Instituto Nacional de Estadística, Geografía e Informática (Inegi); además del fiscal general de la República, Alejandro Gertz Manero, funcionarios propuestos por el Presidente de la República, perciben sueldos por encima del tope fijado por la Ley Federal de Remuneraciones de los Servidores Públicos.

De igual forma, el jefe del Ejecutivo federal informó que se aplicará una segunda fase de la austeridad republicana y se avanzará a la pobreza franciscana por lo que se reducirán los gastos de las dependencias gubernamentales en viajes, viáticos y otros gastos operativos, a fin de liberar recursos para el desarrollo.

“Vamos a llevar a cabo medidas de austeridad adicionales, vamos a reducir bastante, casi no va a haber viajes al extranjero, vamos a procurar que todo se haga por teléfono o videoconferencias, vamos a reducir viáticos aún más y otras medidas”, señaló.

A manera de ejemplo, López Obrador dijo que en los tres años de su administración no se ha comprado ningún vehículo para el gobierno, y que en el caso de la camioneta que usa para sus giras, tiene un kilometraje de 280 mil y se le da mantenimiento a otros autos y que fueron desechados con tan sólo 10 años de antigüedad.

“Es austeridad republicana de Estado, es para seguir manteniendo ahorros, para seguir sin deuda sin solicitar deudas adicionales, sin aumentar impuestos, sin aumentar el precio de las gasolinas, la fórmula es sencilla, cero corrupción y austeridad para liberar fondos al desarrollo”, expresó.

Con información de Forbes México | Foto: Gobierno de México.